LABORIOSIDAD VS INFERIORIDAD

Posted on noviembre 24, 2014 in Blog, Crecimiento, Educación, Portafolio, Recomendados | 1 comment

LABORIOSIDAD VS INFERIORIDAD

LABORIOSIDAD VS. INFERIORIDAD

(desde los 6 años hasta la adolescencia)

“La idea de laboriosidad es que, con esfuerzo, el hacer se convierte en una fuerza transformadora y de progreso.”

Hola amigos.

Aquí estamos de nuevo recorriendo esta interesante senda que llamamos vida y hablaremos de la etapa en la cual el niño dedica la mayor parte del tiempo a aprender cómo incorporarse a su entorno de forma productiva, entra de lleno a la vida escolar, sea la escuela una pradera, una selva, un colegio formal o su casa, lo importante es que en esta etapa los niños son expuestos a conocimientos y aprenden a obtener reconocimientos mediante la producción de cosas y la demostración de que ha absorbido esos conocimientos. Es capaz, por tanto, de dominar destrezas, aprende a comportarse, a seguir reglas, procedimientos, y la manera de conseguir el éxito. Si ésto sucede, los niños se sentirán productivos y habrán conseguido la laboriosidad, se adaptaran perfectamente al mundo y serán útiles a la sociedad. De lo contrario, se sentirán inseguros, inútiles e inferiores.

En esta etapa los niños reciben alguna instrucción sistemática. En nuestras sociedades ha adquirido tal grado de especialización, que hace necesaria una escuela que le permita al niño recibir una educación lo más amplia posible, regida por programas establecidos por los gobiernos de cada país a los que someten por igual a todos los niños, sin tomar en cuenta sus talentos natos, coartando y complicando su iniciativa.

El peligro de esta etapa surge cuando el niño de forma continua desarrolla un sentimiento de inadecuación que puede conducirlo a vivencias de inferioridad. De ahí la importancia de las formas con que se transite esta etapa vital.

Si el niño logra constituirse como un aprendiz curioso, que participa en situaciones productivas, accederá a la posibilidad de seguir su formación durante toda la vida como una verdadera promesa de crecimiento y afianzará la auto confianza y tendrá una   imagen positiva de sí mismo. Si, por el contrario no logra integrarse al ritmo de aprendizaje de sus compañeros, va construyendo una baja autoestima y una pérdida de confianza en sí mismo. La inferioridad amenazará la identidad con que debe ingresar a la etapa siguiente.

 

Educación en el hogar

 

Para evitar esta amenaza se pueden impartir las clases fuera de las instituciones tanto públicas como privadas. Esta forma de educación era la única forma de instrucción intelectual hasta que los primeros colegios se formaron hace pocos siglos. En la actualidad existen diversas razones para la educación en el hogar, que normalmente tienen como motivador principal el desarrollo de una forma de aprendizaje innovadora fuera de los paradigmas de la escuela tradicional.

En muchos lugares la educación en el hogar o “homeschooling” como es llamado en USA, es una opción legal para padres que quieren formar a sus hijos con un ambiente de enseñanza diferente al que existe en las escuelas. Muchas de estas familias hacen esta elección por motivos religiosos; otros lo hacen por no gustarles las escuelas en su área, por considerar que los programas escolares no se han adecuado al desarrollo tecnológico y que están obsoletos o por el efecto institucional de la escuela en general, que como principal causa de la formación del niño, lo masifica, los compara y no promueve el desarrollo de sus potencialidades.

Esta metodología además de seguir los programas educacionales parte de la base de que cualquier niño tiene la capacidad intrínseca de aprender, y que es él mismo el más indicado en descubrir sus potencialidades. Por otro lado, se considera que la integración en la sociedad se hace de forma mucho más natural, viviendo en ella, que apartado en las aulas escolares.

Esto se lleva a cabo mediante supervisión de tutores, personas especializadas, si la familia lo requiere, y contrario de lo que muchas personas creen el estudiante autodidacta logra obtener los mismos e incluso mejores resultados académicos y en formación integral que los estudiantes que hacen uso del modelo tradicional.

Es importante para el niño, independientemente del lugar donde reciba la instrucción intelectual, que los padres o las figuras de autoridad en su vida los apoyen, no los comparen con otros niños, ya que cada persona es única y maravillosa, le demuestren y les verbalicen que creen en ellos, en sus capacidades y que están seguros que superaran los obstáculos que se les puedan presentar en el camino y que el niño sepa que puede contar con ellos.

Amigos espero haberle sido útil y que les haya gustado esta nueva etapa del camino y recuerden que a vivir se aprende viviendo.

Afectuosos saludos,

Beatriz

1 Comment

  1. Como siempre querida Beatriz, este artìculo es excepcional sobretodo porque la formaciòn de esta importante etapa de la vida de un individuo establece las bases de su futuro y debemos darle el mayor interès posible. Ahora nos toca con nuestros nietos, siempre es y serà ùtil. Gracias una vez màs!!!

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *